SUBEN CASOS DE INTOXICACION POR CONSUMO DE DESINFECTANTE EN EE. UU.

77
SUBEN CASOS DE INTOXICACION POR CONSUMO DE DESINFECTANTE EN EE. UU.
SUBEN CASOS DE INTOXICACION POR CONSUMO DE DESINFECTANTE EN EE. UU.

Los comentarios salidos de tono y los ataques a la ciencia por parte de Donald Trump no paran. En su última intervención, el presidente de Estados Unidos propuso lo que para él podría ser una posible solución al virus, pero que realmente supone un riesgo para la salud de las personas. 

«Yo creo que el desinfectante acabaría con el coronavirus en un minuto. ¿Hay algún modo de que se pueda hacer algo, introducirlo con una inyección o algo así? Entraría en los pulmones y haría un tremendo efecto, de modo que sería interesante comprobarlo».

Esa fue la declaración que el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, dio durante una rueda de prensa, el pasado jueves, y qué generó mucha polémica. Algunos sectores políticos, oficinas gubernamentales, como la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA, por sus siglas en inglés), y hasta fabricantes de desinfectantes hicieron un llamado a la prudencia y hasta sacaron comunicados advirtiéndole a la ciudadanía no consumir desinfectantes.

El viernes, un día después de su comentario, el propio Trump fue cuestionado al respecto. Dijo que, “claramente, no recomendaba eso” y que sus palabras habían sido sacadas de contexto por los medios de comunicación.

No obstante, y a pesar de las alertas y las aclaraciones, los servicios de emergencia de EE. UU. han recibido cientos de llamadas de gente intoxicada. En el estado de Maryland, por ejemplo, se han registrado más de 100 llamadas de personas que tomaron desinfectante como método para combatir el coronavirus y tuvieron problemas de salud.

En Nueva York, por su parte, los casos de intoxicación por la misma razón fueron más de 30.

«Bajo ninguna circunstancia, desinfectantes o productos de limpieza deben ser usados para tratar o prevenir el coronavirus”, señaló el Departamento de Salud de Nueva York, preocupado por el aumento de las intoxicaciones.

Otras autoridades, entre gobernadores y alcaldes de estados como Connecticut y ciudades como Atlanta, criticaron las palabras de Trump y pidieron a sus ciudadanos no “hacer cosas estúpidas”.

El mandatario estadounidense ha estado en el ‘ojo del huracán’ por algunas declaraciones sobre métodos para controlar la pandemia que no han sido demostrados y por su posición inicial frente al virus, al que calificó de ‘una simple gripita’, al igual por haber dicho que se iría en marzo.

Hasta este 27 de abril, Estados Unidos registra más de 970.000 contagiados y más de 55.000 muertos, siendo el país más afectado por el virus.